MATERNIDAD

Snacks Innecesarios

El día de ayer, domingo 11 de marzo, fuimos mi esposo, mi bebé y yo como siempre al súper.

Desde que Paula empezó a comer, intentamos traer la mayor cantidad de frutas y verduras como sea posible y que estén buenas. Tal vez, nuestro estilo de vida nos permita llevar una vida “sana”, ya que yo me quedo en casa y puedo hacer comida todos los días y darle a la bebé snacks que yo preparo.

Yo soy una madre respetuosa en cuanto a la crianza de cada madre, padre o familia en general. Mientras no me afecte directamente a mi, no pasa nada.

Pero ayer miré algo que realmente me molestó.

Miré una señora con su bebé, aproximadamente de la edad de la mía, y  su carrito de súper era pura comida ya lista, es decir, en ese carrito había una gran cantidad de juguitos Jumex, cajitas de cerealitos, Gerbers, galletas de todo tipo e incluso cheetos de la bolsa azul (las que son mamás, saben de cuales les hablo).

A mi parecer, no le veo mal que un bebé se llegue a tomar un jugo, un gerber o comer unas galletas de vez en cuando, con moderación, pero, ¿en verdad son estos productos necesarios para nuestros hijos?

Yo no le veo la lógica, mi sentido común me dice, que si mi hija quiere pera, jugo de pera o puré de pera, le voy a dar una pera entera, que ella la coma tal cual es.

Es contraproducente darles a los niños estos productos, se están perdiendo de aprender la habilidad de comer la fruta entera, aprender a pelarla o quitarle las semillas.

Hay demasiados productos de bebé en los supermercados que nos saturan, nos hacen pensar que eso es lo que realmente necesita nuestro hijo para que pueda estar sano, subir de peso, desarrollar su cerebro e incluso su sistema inmune, pero, debemos detenernos a leer los cuadros de información nutrimental, e informarnos cuanta cantidad de azucar está consumiendo.

Yo soy una mamá que intento darle a mi hija todas las frutas y verduras como sea posible encontrar en el súper, para que las conozca, las saboree y aprenda a comerlas, no nos ha hecho falta darle jugos, cheetos, ni galletitas para que esté sana.

La alimentación del bebé es la mejor inversión, ya que de ello dependen muchas cosas, como su desarrollo, su sistema inmune y su manera de aceptar los alimentos, además que un niño bien alimentado siempre (o casi siempre) está sano y fuerte.

¿Tu que opinas?

Leave a Reply

Be the First to Comment!

avatar
  Subscribe  
Notify of